sábado, 26 de noviembre de 2011

A cristiano no hay quien me gane...


Esta mañana de sábado 25 de noviembre, después de asearme y desayunar me dispuse a “navegar” un poco por el proceloso mar de Internet, y perdón por el tópico, a fin de informarme un poco de la ruinosa actualidad en los periódicos digitales y después darle un repaso a los diferentes blogs que visito para ver que me encontraba.

Como no, le di un vistazo a la última entrada publicada por nuestra cristianísima “Logos77”, ya conocida de muchos/as de vosotros/as por sus radicales ideas sobre cómo se ha de vivir la fe y las nefastas eternas consecuencias que conlleva no vivirla como ella proclama. Su última entrada lleva por título:

La edad de la Tierra / Comentario de una lectora que vive en Nevada, Estados Unidos


En ella se hace eco de una supuesta carta que una tal Concha, de Nevada, USA, le envía explicándole en qué se basa ella para determinar la edad de la Tierra. Le cuenta a Logos77 que cerca  de donde vive hay un lugar en el que se pueden ver los fósiles marinos que se han ido formando en las rocas a diferentes niveles de altura. La buena señora afirma que esos fósiles son la consecuencia del rastro biológico que dejaron las aguas del diluvio universal cuando éstas empezaron a bajar “poco a poco”. Y le echa en cara a los ateos que no les guste aceptar lo que Dios nos dice a pesar de lo clarito que lo deja, como es que haya dejado un rastro de toda clase de animales marinos en zonas donde no hay mar. ¿Cómo puede suceder que aparezcan esos fósiles si en esos lugares no hay mar? Muy sencillo: gracias a los cuarenta días y cuarenta noches que estuvo lloviendo en toda la Tierra hasta cubrirla completamente de agua. De ese modo esta gente piensa que ese es el motivo del por qué existen fósiles marinos donde no tendría que haberlo.

Estas “verdades” reveladas por la Biblia la manejan para justificar la otra “gran verdad” que defienden: que nuestro planeta sólo tiene unos 6.000 años, o poco más.

Ahora mismo son poco más de las 16:15 horas y, aparentemente, nadie ha intervenido haciendo algún comentario a la flipante (otra más) entrada que estamos comentando. Pero eso no es cierto, ya que tuve esta mañana la oportunidad de poder leer y capturar a tiempo una intervención, mientras estaba “pendiente de moderación” y por lo tanto Logos77 aun no la había leído, de un supuesto “geologo” que de manera simple, y sin meterse en honduras, desmonta los infantiles argumentos de la entrada. Ha sido censurado, tal como supuse pasaría.

Esto fue lo que el censurado “geólogo” escribió:

On +00002011-11-25T22:20:24+00:0030000000bFri, 25 Nov 2011 22:20:24 +0000UTC 23, 2008 at 11:59 pm11 geólogo said:
Tu comentario está pendiente de moderación.
Soy geólogo y no doy crédito a lo que estoy leyendo. Entiendo que haya personas que no conozcan en profundidad esta disciplina y cometan en sus opiniones al respecto errores de interpretación. Pero que se hagan afirmaciones basadas en el atrevimiento de la ignorancia, que además es asumida como cualidad, y estas afirmaciones descabelladas se quieran hacer válidas no sé como calificarlo. Y no sé como calificarlo porque no me acabo de creer que personas de formación media sean capaces de reducir al absurdo la conclusión de la observación que ellas mismas están haciendo.
Dice Concha:
“Este parque nacional se puede visitar y ver todos estos fósiles a diferentes niveles. Se ve que el agua fue bajando poco a poco, y quedaron así estas pruebas que Dios nos ha dejado para que creamos que sí es verdad que el Diluvio universal realmente sucedió.”
Habla de la contemplación de los sedimentos que conforman los diferentes estratos rocosos (según su propia apreciación) donde se han ido depositando y formando los fósiles que actualmente se encuentran. Bien, sólo le diré una cosa: Esos fenómenos geológicos no se forman porque haya habido una inundación y luego las aguas bajasen de nivel “poco a poco” (¿cuanto tiempo es “poco a poco”?).
Por lo que tengo leído va a ser muy difícil de explicar para quienes creen que nuestro querido planeta azul tiene los años que la Biblia dice, cuales son los procesos y el tiempo que dentro de las múltiples circunstancias geológicas requiere para que se formen dichos estratos. Sé que es misión imposible.
La traca final la pones usted Logos77, cuando apoyando la inocente ignorancia y credulidad de Concha, dice:
¿Cómo habrán llegado las almejas hasta Nevada tan lejos del mar? Además, ¿se adaptaron al agua desalada de rio? ¿después volvieron al mar? Menudo lio.
Cierto: Menudo lío tiene usted en la cabeza.
¿Y este sencillo e intrascendente comentario es censurado?
Al margen de la ironía final que, por otra parte, está definiendo una realidad sobre el estado mental de esta, según mi opinión, fundamentalista obsesiva y paranoica, este señor “geólogo” no dice o argumenta nada que pueda realmente molestar la sensibilidad de nadie. Pero bien sabemos que no es eso. Lo que le molesta es que se trate de rebatir el mundo de fantasías bíblicas que ha forjado en su mente, para crear una cosmovisión imaginaria de “realidades reveladas” que esté a la altura de sus delirantes aspiraciones. Y para ello son capaces de negar las más tozudas de las evidencia, falseando sus argumentos con todo descaro si es preciso. Se mienten así mismas y mienten a los demás con tal de que las cosas que defienden encajen literalmente en la interpretación personal que hacen sobre unos arcaicos escritos con rango de acta notarial firmados por el mismísimo Dios.

A través del blog de denuncia a las supersticiones y pseudociencias “No me hagas pensar” (http://imaginario-nopensar.blogspot.com/) conocí a otro cristiano de “pro” que mantiene un blog llamado “Creacionismo Especial”  (http://creacinseisdas.blogspot.com/). Su administrador se hace llamar “JuanC” y podría ser el “alter ego” masculino de “Logos77”. Se parecen incluso hasta en lo de censurar lo que no les conviene.

Ambos, “Logos77” y “JuanC”, tienen una cosmovisión creacionista desde el punto de vista bíblico pues mantienen que todas las cosas fueron hechas tal y como la Biblia dice. Ambos mantienen que todo lo que existe en su múltiples formas se debe, desde su origen, a la intervención divina a través del llamado Diseño Inteligente. Ambos, por lo tanto, son furibundos anti-evolucionista, afirmando que las ciencias empíricas y la evolución de las especies forman parte de un contubernio ateo-satánico apoyado por el diablo para confundir y condenar a la humanidad, etc., etc. Repito, comparten toda una serie de teorías coincidentes que provienen de su universo de creencias religiosas.

Y ambos, por fin, son auténticos cristianos. Aunque no sé si uno es más auténtico que el otro. O viceversa.

Me explico: Si, son cristianos. Fervientes cristianos. Indubitables cristianos. Pero…

El “pero” es que “Logos77” es protestante y “JuanC” es católico.

¿Y?... preguntarán ustedes. ¿No son cristianos, a fin de cuentas? Pues como diría nuestro próximo presidente del gobierno: Depende.

¿Cómo que depende, podrían seguir preguntando?

Pues depende de saber quien de los dos finalmente se queda con el título crístico. Porque para ninguno de los dos, el otro, es cristiano auténtico. Digo más, el otro (y de ese pensamiento participan los dos) es un hereje, un blasfemo, un pecador irredento, un condenado, en suma, a las penas del infierno. Y no hay duda en lo que estoy exponiendo porque ellos, “Logos77” y “JuanC” tampoco las tienen.

Así que uno de los dos se irá de cabeza al infierno y no sabemos cuál es.

Curioso, ¿no?. Estas dos personas están absolutamente de acuerdo en mantener y defender contra viento y marea todas las consecuencias accesorias que se desprende de sus creencias, hasta el punto de contradecir fanáticamente a la razón y el conocimiento científico y no son capaces de ponerse de acuerdo sobre la figura a quien consideran su maestro. Y no es sólo que no se pongan de acuerdo en lo fundamental. Se odian a muerte.

“Un mandamiento nuevo os doy: Que os améis unos a otros como yo os he amado. En esto conocerán todos que sois mis discípulos, si tuviereis amor los unos con los otros”, parece ser que les dijo su maestro fundador.

Y yo digo: los cojones y un palito, de que eso sea así. Hay más de 40.000 confesiones cristianas y todas se anatemizan unas a otras.

Es lo de siempre: Se embarullan en dimes y diretes exegéticos, elaboran toda clase de normas, dogmas y preceptos de cómo hay que creer y comportarse. Tratan de asustarte constantemente con castigos horribles en el infierno si te tocas el pizarrín o le metes mano a la novia, o viceversa, y se olvidan de lo fundamental: Que os améis los unos a los otros como yo os he amado.

Y aun esperan que Jesucristo aparezca en cualquier momento para darles la razón.

Pero, ¿a cual de ellos?...

7 comentarios:

Josefo el Apóstata dijo...

El Creacionismo está muy instalado en EEUU y va avanzando por Europa, hasta el punto de ser impartido en el campus de la Universidad de Granada (pública).
El pasado 24 fue declarado día del orgullo primate, para reivindicar nuestro origen como especie y contrarrestar esta corriente fundamentalista cada ves más ancha.
Saludos anticlericales

Imaginario dijo...

Jejejeje

Veo que a los nos nos ha llamado la atención la entrada de “La edad de la Tierra / Comentario de una lectora que vive en Nevada, Estados Unidos"
Logos77 me está colapsando mi sección de disparates e iluminados

Es que es de chiste
¿Qué tendrán esta gente por cerebro?

Por cierto, mi alter ego hizo un comentario en esa misma entrada (yo, Imaginario, estoy censurado de por vida). Le expliqué brevemente el tema, sin insultos ni ofensas ni menciones a Dios, solo explicar la sedimentación, un poco de tectónica, etc.
Bien, como veras no hay ningún comentario. Es la deshonestidad típica del creacionista.

Por cierto, siento que tengas que soportar por mi culpa las locuras del geocentrista de “Tierra inmóvil” de JuanC, al Principito y a todo su sequito. Ahora tengo cargo de conciencia.
;-)

Y si, supongo que has visto los insultos que se dedican en el blog de Logos77 entre católicos, bautistas y demás. Logos77 rezuma odio por todo aquel que no piensa como ella.

Está claro que no existe el infierno, pero si existiese estos dos que irían directos de cabeza, en la “grata” compañía del Principe Lord Nicus of course.

Un saludo Alfonso

ANITA dijo...

Desde luego Alfonso te lo curras. Me he estado riendo con ganas un buen rato, viendo leyendo enlaces y tu entrada. Desde luego que la única palabra que se los puede nombrar es IGNORANCIA. Pero claro quien es un pobre geologo para hablar desde la inteligencia? Para ellos nadie si no habla de los milagros de la vida en Cristo. Y en vez de intentar llevar una conversación se evita censurando, y mi idea es la siguiente, que la moderadora de ese blog no le conviene en nada que alguien pueda tener dudas. Mientras sigan entrando ignorantes e incautos a la palabra de cualquier tarada o tarado. Vamos lo de siempre solo que esta vez es tal la fachotada, que te ries con ganas como un buen chiste. Solo otra ignorante puede entran a comentar lo de los fósiles a otra ignorante, para no pensar recibir la razón y todos tan contentos. En fin vivimos en un mundo de locos.

Anónimo dijo...

¿Os acordais de Oceánida, nuestra querida Adela? pues se abrió otro blog

http://2101970.blogspot.com/

http://www.blogger.com/profile/12345213543318296534

ANITA dijo...

Anónimo ya lo cerró a solo lectores invitados en cuanto se enteró de tu aviso.

Diego Rosas dijo...

ja ja, el mensaje del "geólogo" lo enviastes tu mismo, ya que los mensajes en moderación solamente los puede ver el ip que los envió, y es que los ateos son siempre falsos.

Alfonso dijo...

Que digo yo, Diego Rosas, ¿no habrá sido cosa de Satanás?...